Costo económico del desempleo Dominicano por @haivanjoe

Filed under Electorales, Opinión

haivanLa economía dominicana el año pasado creció en 7.0%, en el primer cuatrimestre de 2016 continuó mostrando fuerte expansión, al situarse en 7.1%, medido por el indicador mensual de la actividad económica.  A la par, en 2015 el desempleo pasó de 14.5% a 14.0%, y para el cuarto  mes del presente año se redujo a 13.3%, ambos indicadores expresión de buen desempeño.

En el país muchos son los cuestionamientos que se hacen a los datos relativos al mercado laboral, específicamente a la magnitud de la tasa de desempleo, ese factor no es el que llama la atención de este artículo, el aspecto que atiende esta publicación es el de una aproximación al costo económico de la desocupación, la denominada ampliada, que para fines de simplificación, resulta aquella población que no está ocupada, independientemente de si busca trabajo o no; pero que están dispuesto a trabajar.

La dimensión del costo económico se circunscribe a los ingresos monetarios que las personas dejan de recibir por no estar laborando en una de las distintas ramas de las actividades económicas incluidas en la tipología del mercado de trabajo dominicano.

Los años mínimos para que una persona sea considerada en edad de trabajar son 15, por recomendación de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), bajo ese parámetro, la población total en esa condición en el país, asciende a abril de 2016 a 7.8 millones de habitantes, de los cuales, la población económicamente activa ampliada corresponden 5.07 millones, y como población desocupada ampliada asciende a 676 mil personas, para un 13.3%.

El mercado de trabajo dominicano está compuesto por 10 ramas de actividades, más una que agrupa una variedad de servicios no tipificados puntualmente.  Dentro del conjunto de actividades, seis absorben la mayor cantidad de empleos, pasando a liderar la ponderación el comercio, le sigue la agricultura, continua la industria manufacturera, luego el transporte, posteriormente el sector hotelero, y en sexto lugar la construcción.

El ingreso promedio por hora que se paga en las distintas actividades económicas en el país asciende a RD$99.63; teniendo como valores extremos el de la intermediación financiera con RD$229.91, como techo, y la agricultura con RD$66.88, como piso.

En términos del costo que representa para la economía dominicana, la población desempleada, conforme a la desagregación por rama de actividad, resulta distinto, dado que por la composición, el desempleo es diferente a la estructura de empleo vigente; por ejemplo, mientras la agricultura ocupa el segundo lugar en la generación de empleo, ese mismo sector se posiciona en el primer lugar en el nivel de desempleo; en cambio, con el sector comercial, sí se produce una igualdad, pues esa actividad ocupa el primer lugar en la tasa de empleo, y también en primer lugar en la tasa de desempleo.

Particularmente, el desempleo mayor está ubicado en el sector comercial que asciende a 78,607 personas, para un costo en ingreso monetario de RD$56,433 millones al día, continua la industria manufacturera que presenta una desocupación de 52,032, para un ingreso dejado de percibir de RD$36,334 millones, luego el sector hotelero con un nivel de ocio que alcanza los 40,980, para un impacto económico de RD$25,683 millones, en un cuarto  lugar el transporte que presenta una pérdida de empleo de 18,980, para un costo monetario de RD$14,716 millones, en quinto, la construcción que presenta un desempleo de 13,911, teniendo como merma de ingresos un valor de RD$13,114 millones, y en sexto, la agricultura  con una desocupación de 12,039 y un costo económico de RD$6,441 millones.

El costo económico que representa tener una población de 676,105 personas sin poder trabajar en un día, equivalente a una tasa de desempleo de 13.3%, asciende al monto de RD$538.8 millones, para un valor de RD$12,392 millones al mes.

El descenso en la tasa de desempleo que ha venido mostrando la economía dominicana en los últimos años es una variable explicativa de la disminución en los niveles de pobreza, que al 2015 se coloca en alrededor del 26.0%; al tiempo que estaría explicando la expansión del PIB, por aquello de que el principal motor del crecimiento económico del país es el consumo, que asciende a aproximadamente el 90.0%.

Por: 

email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*